Adieu à la liberté d’expression. Je suis Charlie

En este inicio de 2015 pensaba escribir un primer post del año algo más alegre de cuando terminé el recién acabado 2014, pero no podrá ser. Hoy nos hemos levantado con una triste noticia; tres encapuchados armados hasta los dientes han asesinado a doce personas en la redacción del semanario francés Charlie Hebdo. Y todo porque en 2006 esta publicación gala realizó una caricatura sobre Mahoma que desató la ira del radicalismo islámico. La libertad de expresión ha sufrido un duro golpe ante el integrismo religioso, fomentado desde el odio hacia todo aquello que no sea de su agrado.

charlie

Las personas asesinadas fueron ocho periodistas, dos policías, un invitado en la redacción y otra persona asesinada en la recepción. Entre las víctimas se encontraban Jean Cabut, autor de la caricatura de Mahoma de 2006, y Stéphane Charbonnier, director de la revista. Se ha movilizado a 3.000 policías para la búsqueda de los tres autores de la matanza, que pueda que tenga formación militar, según han asegurado los expertos.

Las reacciones no se han hecho esperar. El presidente francés, François Hollande, se ha dirigido a la sede del medio de comunicación donde ha realizado una breve declaración. Hollande ha calificado el ataque de “un acto de crueldad excepcional” en contra de “la libertad de expresión“. Por su parte, Barack Obama afirmó que “nuestros pensamientos y oraciones están con las víctimas de este ataque y el pueblo francés”. El rey Felipe VI expresó su repulsa por los atentados y su apoyo entre dos naciones amigas. Por su parte, Alberto Garzón, diputado del Congreso por IU, publicaba un tweet sobre Charbonnier con una cita suya. El ministro de Interior, Jorge Fernández Díaz, anunció que se eleva el nivel de alerta terrorista de España “de forma transitoria, y sin perjuicio de que no exista una amenaza concreta adicional contra España”.

Miles de personas se han concentrado en París y en otras muchas ciudades francesas para condenar el ataque terrorista. Las redes sociales y los medios de todo el mundo se llenan de homenajes y mensajes de solidaridad por las víctimas y contra este ataque fundamentalista a la libertad de expresión. Los sistemas totalitarios siempre imponen su poder a través del miedo y del odio, no les importa morir por ello. Todo lo que sea diferente a ellos merece morir. Todos los radicalismos políticos y fanatismos religiosos tienden a imponer sus ideales, violando de esta manera la libertad individual. A finales de 2014 criticaba la precaria situación del periodismo actual; hoy, a principios de 2015, estamos de luto. Hoy todos somos Charlie

Portadas de la revista El Jueves realizadas en 2006

Portadas de la revista El Jueves realizadas en 2006

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s